Marie de Ebner-Eschenbach, la gran dama de las letras alemanas

Marie baronesa de Ebner-Eschenbach nació el 13 de septiembre de 1830 en el castillo de Zdislawitz en Moravia, antiguo Imperio Austro-húngaro. Escribió poesía, dramas y novelas. Títulos como El niño de la parroquia y Lotti, la relojera le valieron un lugar de honor entre los escritores de lengua alemana. Adscrita a la corriente realista que dominó la literatura europea de finales del siglo XIX, su literatura se caracteriza por un estilo preciso, agudeza psicológica, fino sentido del humor y la habilidad para describir las transformaciones sociales de su tiempo.

Infancia entre Zdislawitz y Viena

Marie de Ebner-Eschenbach -de soltera Marie Dubský- fue la hija del barón Franz de Dubský y su segunda mujer la baronesa Marie de Vockel, perteneciente a la aristocracia de Trebomyslice. Durante su infancia y juventud acostumbraba a pasar los veranos junto a su familia en el castillo de Zdislawitz y los inviernos en Viena, cuyo paisaje urbano y costumbres cortesanas están muy presente en su poesía de juventud.

Así lucía Marie en su adolescencia

La vida familiar estuvo caracterizada por la tragedia, el barón Franz de Dubský no sólo perdió a su primera esposa, sino también a la madre de Marie, pero también por la alegría propia de las familias numerosas, pues ambos matrimonios fueron fértiles y dieron a luz a seis retoños. Después de la muerte de Marie de Vockel y el apropiado tiempo de duelo, Franz de Dubský volvió a casarse, en esta ocasión con una plebeya de buena familia, Eugénie Bartenstein, con quien Marie estableció una relación muy estrecha y afectuosa. Sin embargo, Eugénie Bartenstein también estaba destinada a compartir el trágico destino de las esposas del barón Franz de Dubský y murió cuando Marie contaba siete años de edad. En 1840 su padre volvió a casarse por cuarta vez, esta vez con la condesa Xaverine Kolowrat-Krakowsky, con quien Marie también estableció una vínculo muy fuerte y fue vital en su educación.

Tu libertad llega tan lejos como llega tu autocontrol

Marie de Ebner-Eschenbach, Aforismos

La presencia de Xaverine Kolowrat-Krakowsky resultó providencial en su vida, pues por entonces en los círculos aristocráticos no se veía con buenos ojos que una muchacha alentara ambiciones literarias. Influenciada por el gusto por la lectura de su abuela paterna, Marie manifestó una temprana vocación literaria, su nueva madrastra era una mujer muy cultivada y con inquietudes intelectuales, que inmediatamente reconoció y fomentó el talento literario de Marie. En su compañía la joven Marie se convirtió en una presencia habitual en los teatros de Viena, sus representaciones preferidas eran las obras de Friedrich Schiller, que le hicieron desarrollar una inclinación por el drama y cuyo estilo trató de imitar en sus propios dramas.

Educación

Si no libre de los convencionalismos que determinaban el papel de una mujer en la sociedad, especialmente una de alcurnia, Marie puedo al menos satisfacer su deseo de conseguir una educación digna de ese nombre, sin que eso significase revelarse contra la autoridad familiar, algo que no muchas mujeres de su tiempo podían decir. En el castillo de Zdislawitz su abuela poseía una gran biblioteca con la que Marie, desde muy joven, apagó su sed de literatura, al igual que Rainer María Rilke, sentía especial devoción por la poesía romántica de Hölderin, . Además Viena era una de las capitales culturales del mundo germano, donde se encontraban algunas de las librerías más hermosas del mundo, en las que Marie entró en contacto con las distintas corrientes literarias y se formó como autodidacta, a igual que otro clásico de la literatura alemana como Thomas Mann.

La gente demanda milagros de los médicos y profesores, pero cuando el milagro sucede nadie se sorprende

Marie de Ebner-Eschenbach, Aforismos

Su educación se benefició del hecho de contar en su círculo íntimo con algunas personas cultivadas en extremo, entre las que destacaban su abuela materna, su tía Helen y otras mujeres de la administración de la casa familiar, gobernantas, amas de llaves y empleadas del servicio, puestos que se distribuían equitativamente entre las de origen francés, alemán y local, de forma que desde muy joven Marie se manejó con soltura en checo, alemán y francés.

Portada del exitoso libro Aforismos de Marie

Amplitud de miras y comprensión de las transformaciones sociales

Tanto en la capital Viena, entre burgueses y comerciantes, como en la provincia Zdislawitz, entre campesinos, Marie de Ebner-Eschenbach vivió toda su vida como una noble y aprovechó su privilegiada posición para estudiar las condiciones sociales del campo, las relaciones sociales y económicas entre burguesía y aristocracia urbana y la dualidad entre ciudad y campo. Desde muy joven desarrolló una visión de la sociedad en su conjunto que trasladó con acierto a sus novelas. Como escritora cultivó un nuevo nicho literario, la descripción de la vida de la aristocracia, que poco a poco le granjeó éxito y una fiel legión de seguidores.

Si hay alguna fe que pueda mover montañas es la fe en la propia fuerza

Marie de Ebner-Eschenbach, Aforismos

Matrimonio con Moritz von Ebner-Eschenbach

En 1848, con 18 años, Marie se casó con su primo Moritz, barón de Ebner-Eschenbach, que era 15 años mayor que ella y residía en Klosterbruck, un pueblo en la provincia de Znaim al sur de Moravia. El matrimonio parecía confirmar la endogamia de la alta aristocracia, un matrimonio de conveniencia destinado a mantener el estatus social. La verdad es que se sabe muy poco de la vida íntima del matrimonio, salvo que no produjo descendencia. En cualquier caso, Moritz era un hombre cultivado, nada menos que profesor de física y química en Viena, que desde el principio apoyó las ambiciones literarias de su mujer. Es probable que su matrimonio no haya sido tan apasionado como el de Arthur Miller y Marilyn Monroe, pero sin duda fue más duradero, probablemente por que entre ellos había suficientes intereses comunes para garantizar una relación amistosa, solidaria y, quizás, incluso feliz. En los años que siguieron a su boda, ahora acompañada por su marido, Marie siguió frecuentando los teatros de Viena, donde asistían preferentemente a dramas y comedias de enredo, y en 1856 el matrimonio se mudó definitivamente a la capital.

No creemos en el reumatismo ni en el amor verdadero hasta que llega el primer ataque

Marie de Ebner-Eschenbach, Aforismos
Fotografía de Marie y Moritz

De dramaturga a novelista

En la medida en que el matrimonio Ebner-Eschenbach no tuvo hijos, Marie disfrutó de suficiente libertad y tiempo libre para desarrollar su vocación literaria. Durante esos años escribió varios dramas y comedias, que no disfrutaron de ningún éxito y no llegaron a representarse en la escena teatral de Viena, algo que la hubiese llenado no sólo de orgullo, sino también de júbilo. Frustrada por el continuo rechazo de sus piezas teatrales, Marie decidió cambiar de género y empezó a escribir novelas, las primeras de las cuales, Maria Estuardo en Escocia y La princesa de Banalien, se centraban en la descripción de las costumbres aristocráticas.

Los autores a los que otros roban no deberían quejarse, sino alegrarse. Donde no hay caza, no hay furtivos

Marie de Ebner-Eschenbach, Aforismos

Su decisión de abandonar el drama no pudo ser más acertada, en 1876 consiguió sus primeras buenas críticas con su breve novela Bozena, que se publicó en la prestigiosa revista literaria Deusche Rundschau, en la que colaboraban nombres tan reconocidos como el de Theodore Fontane, autor del clásico Effi Briest.

Marie, la relojera

Marie sentía una especial atracción por los relojes, especialmente por los relojes de pulsera, y los coleccionó durante toda su vida. Su colección personal está expuesta en el Museo del Reloj de Viena. Pero la pasión de Marie por la relojería excedía con mucho la del coleccionista, 1879 realizó un curso de relojería para asombro de amigos y conocidos. Las mujeres de la aristocracia no trabajaban e incluso entre la burguesía y el proletariado sería muy difícil encontrar una mujer inscrita en un curso de relojería. Pero la pasión de Maríe por la relojería también excedía la mera curiosidad técnica y en 1880 dedicó una novela al mundo de la relojería, Lotti, la relojera, que significó su consolidación como novelista. 1880 fe también el año de publicación de su famoso Libro de aforismo, que desde entonces no ha dejado de publicarse, y que es el mejor testimonio de su ingenio y agudeza. Aunque lamentablemente no está traducido al español, he traducido sus mejores al español, puedes consultarlos pinchando aquí.

Incluso un reloj parado está bien dos veces al día

Marie de Ebner-Eschenbach, Aforismos

A partir de entonces Marie de Ebner-Eschenbach empezó el ciclo Dorf- und Schlossgeschichten, cuya traducción literal sería Historias de pueblo y castillo, expresión que designa una serie de cinco novelas ambientadas en un entorno rural en las que se estudia la relación entre el campesinado y la antigua aristocracia medieval de castillo, herencia de una sociedad feudal que ya en vida de Marie empezaba a erosionarse por la imparable irrupción del capitalismo, que a sus ojos estaba destrozando los antiguos lazos comunales en los cuales se fundaba la vida rural y los estaba sustituyendo por el individualismo y el ánimo de lucro.

Sellos en honor a Marie. Los pequeños son austriacos y el grande alemán

Este ciclo disfrutaría de tanto éxito que tendría una segunda parte, Nuevas historias de pueblo y castillo, en esta ocasión una trilogía, que se encuentra por méritos propios entre las mejores trilogías literarias de todos los tiempos. Los dos ciclos en conjunto incluyen títulos tan celebrados dentro de la trayectoria literaria de Marie de Ebner-Eschenbach como Krambambuli, Jacob Szela o La buena luna, en los que ahonda en su descripción de los relaciones entre las diferentes estructuras sociales.

Éxito y honores

Desde la publicación en 1880 de Lotti, la relojera y su Libro de aforismo, el éxito de Marie de Ebner-Eschenbach no dejó de aumentar hasta su muerte. Se dice que las editoriales llamaban a su puerta y se peleaban por su firma. Su fama tocó techo en 1887, con la publicación de El niño de la parroquia, una fábula moral que disfruta de un lugar de honor en la literatura en lengua alemana. A partir de ese momento su nombre traspasó las fronteras austríacas y se hizo popular en Alemania, siguieron las traducciones al inglés y al francés y pronto se convirtió en una de los escritoras más populares de su época en Europa.

Marie de Ebner-Eschenbach combatió las convenciones relacionadas con la posición de la mujer en la sociedad de la mejor manera posible, acoso de la única manera posible, con el ejemplo. Realizó su sueño de hacerse escritora con discreción, humildad y honestidad. En este sentido, conviene aclarar que Marie nunca fue una escritora que intentara ganarse la vida con sus libros, pues no tenía ninguna necesidad de ello. Detrás de su carrera literaria se encuentran dos motivaciones principales, primero el amor a la literatura y el puro placer de escribir, y segundo, utilizar sus novelas como instrumentos para cambiar la mentalidad de su tiempo. El fomento del humanismo y la decencia, es el motor de su escritura, sus novelas son fábulas morales que han cautivado a lectores de todas las épocas. Sin embargo, la labor edificadora de Marie de Ebner-Eschenbach no sólo se limitó a la escritura y en vida fundó una asociación para luchar contra el antisemitismo y en su testamento legó todo el dinero que había ganado con sus libros a la promoción de escritores noveles.

Nadie sabe suficiente, pero demasiada gente sabe demasiado

Marie de Ebner-Eschenbach, Aforismos

Finalmente, por una de esas ironías a las que la vida es tan aficionada, fueron las novelas las que abrieron a Marie de Ebner Eschenbach las puertas de los teatros. Sin amor, escrita en 1888, y Al final, escrita en 1895, cuya arquitectura se basa prácticamente en el uso del diálogo, se representaron en los teatros berlineses de la época con considerable éxito de público y crítica. En el año 1898 el Imperio Austro-húngaro le concedió la máxima distinción civil: La cruz de honor de arte y literatura. Y dos años más tarde, en 1890, con ocasión de su sexagésimo aniversario, la Universidad de Viena le concedió un doctorado honoris causa en Filosofía, la primera mujer en la historia en disfrutar dicho honor. Tres años más tarde apareció la primera edición de sus obras completas en Berlín.

Marie, en plena senectud. Los años no pasan en balde

Muerte en Viena

Moritz, el marido de Marie de Ebner-Eschenbach murió en 1898, después de cuya muerte Marie emprendió una serie de viajes por Italia, pero no dejó de escribir. En los años que siguieron a la muerte de su marido publicó Unsühnbar, Parábolas, leyendas y poemas, ¿Sin fe? y De los últimos días de otoño y una de sus obras más queridas Memorias de los días de infancia y educación.

En la juventud aprendemos, en la vejez comprendemos

Marie de Ebner-Eschenbach, Aforismos

Marie de Ebner-Eschenbach murió el 12 de marzo de 1916 en Viena. Para honrar a una de las escritoras austríacas más queridas de su época, la Universidad de Viena colgó una placa de honor en la fachada de la universidad y la ciudad de Viena inauguró un parque en su nombre, pero el mayor honor póstumo es el de seguir siendo leída más de cien años después de su muerte.

Publicado por Miguel A. Álvarez

Miguel A. Álvarez, escritor, traductor y redactor. Su primera novela, Vida de perros, ganó el I premio Corcel Negro de Literatura. Su cuento Verano del 88 ha sido distinguido con la mención de honor en el 66º Premio Internacional a la Palabra 2019. Su cuento Balbodán ha sido finalista del XIX Concurso Cuento sobre Ruedas 2019. Escribe en las revistas Quimera y Descubrir la Historia y colabora con los magazines Letralia, Revista de Historia y Maldita Cultura.

3 comentarios sobre “Marie de Ebner-Eschenbach, la gran dama de las letras alemanas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: